Me comí tus palabras“Fueron halladas tus palabras, y yo las comí; y tu palabra me fue por gozo y por alegría de mi corazón; porque tu nombre se invocó sobre mí, oh Jehová Dios de los ejércitos.”

Jeremías 15:16

No hace falta conocer de nutrición para entender que debemos comer o perecemos. Y ciertamente, puedes morir de hambre si sabes de nutrición pero no comes. De la misma forma, aplica este concepto acerca del crecimiento espiritual. No siempre entendemos las Escrituras, pero aun así pueden ayudarnos a crecer. O todo lo contrario, podemos entender las Escrituras pero estar muertos de hambre porque no estamos “comiendo” el Pan de Vida regularmente.

Cuando leemos un pasaje que no entendemos, cuesta concentrarnos en el contexto del mensaje. Se nos hace difícil entender la enseñanza. Pero, quizás pueda leer solo un área del texto en la que debo crecer, o entender una verdad alentadora de Dios a la cual me puedo aferrar.

Imitar un buen ejemplo, también es alimento para la vida cotidiana, dando un ejemplo a los demás, al demostrar en mi carácter y amor fraternal que he recibido a Jesús como mi Salvador.

Permite que tu lectura bíblica sea alimento que ayude a mantenerte en permanente crecimiento.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

 Punto de partidaY Moisés anotó los puntos de partida según sus jornadas, por el mandamiento del Señor, y estas son sus jornadas, conforme a sus puntos de partida.”

Números 33:2

Partieron de Ramsés el día quince del mes primero; el día después de la Pascua, los hijos de Israel marcharon con “mano poderosa” a la vista de todos los egipcios. Así comenzó históricamente, el viaje del pueblo judío a la tierra prometida bajo la dirección de Moisés y Aarón. Y Moisés anotó el punto de partida por mandato de Dios.

¿Cuál es el punto de partida, en tu vida cristiana? El nuevo creyente que acaba de iniciar una relación con Jesucristo y está tratando de construir una base sólida para su fe, ha iniciado su punto de partida para obtener la Salvación Eterna.

En este viaje maravilloso tomado de la mano del Redentor, será necesario tener el hábito diario en la lectura de las Sagradas Escrituras y la permanente Oración, herramientas para fortalecer el músculo de la fe y desarrollar una comunión con Cristo.

La confesión de pecado y su permanente arrepentimiento, hará en el nuevo creyente una relación genuina con Jesucristo, quién por misericordia entregará su eterno perdón. De esa manera se gesta una comunión con nuestro Salvador, quién nos guiará desde el punto de partida al camino de nuestra Salvación Eterna.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Que estás buscando para tu futuro“Una cosa he demandado a Jehová, ésta buscaré; que esté yo en la casa de Jehová todos los días de mi vida, para contemplar la hermosura de Jehová, y para inquirir en su templo.”

Salmos 27:4

 ¿Cuál es el mayor deseo para su vida? ¿Ha pensado en aquello? Este salmo maravilloso nos hace volar nuestra imaginación al futuro cuando estemos ante la divina presencia de nuestro Señor.

Dios tiene en Su Palabra preciosas y grandísimas promesas de las cuales, solo tenemos que apropiarnos de ellas. No tenemos que pagar nada, porque son gratuitas.

¿Dónde pasarás tu eternidad?  Muchas personas no tienen respuesta para esta simple pregunta, pero compleja para los que no le conocen a Él.
En ese tiempo, usted y yo estaremos morando en su casa, por una eternidad, si somos cuidadosos y guardamos sus mandamientos para no perder el mayor de los regalos, que es “La Salvación”.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

La ternura de Dios“No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.”

Isaías 41:10

La ternura de Dios en nosotros es expresada en este texto. Cuanto amor podemos recibir de sus dulces palabras que llegan a nuestro dolido corazón. ¿Estás en dificultades con tus familiares? ¿Tu fe se ha debilitado? Dios te dice; yo te ayudo en estos momentos de necesidad, para sostenerte y ser tu defensor.

Si estas a punto de caer como una “Bolsita de té”, yo siempre te abrigaré en mis brazos largos y fuertes que bajan del cielo, te dice; el Señor.

Siempre te sustentaré con mi diestra de justicia, es la gran promesa para nosotros para no desfallecer en momentos de gran prueba o enfermedad. En tiempo de crisis, Él será nuestra fuente divina de paz.

Si tu alma está en la miseria y no vez la luz al final del túnel, como hijos de Dios podemos reclamar esta promesa y sea para nosotros una luz de esperanza, un suministro constante de fe y valentía, para seguir adelante esperando el tiempo, donde se calme la tormenta. El Señor le ayudará porque es nuestro Redentor y Salvador.
Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Ponerse en la brecha“Sobrellevad los unos las cargas de los otros, y cumplid así la ley de Cristo.”

Gálatas 6:2

Cultivar las relaciones con otras personas es tarea del cristiano, es ponerse en la brecha. Es una manera de nutrir nuestras relaciones con aquellos que necesitan una palabra de aliento. Acompañar, escuchar y estar orando regularmente por otra persona edifica nuestra fe y comunión con Jesús. Al leer la Biblia, Dios puede mostrarte un pasaje, el cual lo puedes marcar como favorito y puedas compartir con aquella persona que está pasando momentos de aflicción.

Estarás enviado palabra de paz y consolación a aquel que lo necesita. Tal vez puedas visitar y llevarlo de un lugar a otro, según su necesidad. O escuchar una confesión de otro y orar por sus cargas, dando consuelo y amor.

Es la oportunidad de decirle cuanto lo ama el Señor, y solo desea que pronto llegue el consuelo a mu vida para salir de la tempestad.

Estas acciones hacen el amor real y nos ayudan a llevar las cargas de otros, lo cual según Pablo nos permite cumplir la ley de Cristo.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

La Obediencia“Solamente al Señor tu Dios debes seguir y rendir culto. Cumple sus mandamientos y obedécelo; sírvele y permanece fiel a él.”

Deuteronomio 13:4  NVI

El mayor problema del hombre es la obediencia, ya que implica estar dispuesto a cumplir con lo que otra persona o la autoridad piden hacer. Por la culpa de la desobediencia, Adán y Eva fueron echados del huerto, y recibieron el castigo mayor de la muerte.

Hay galardones para aquellas personas creyentes que son obedientes a los mandamientos de Dios. Hay una seguridad en saber que estás haciendo lo que debes hacer, evitando grandes consecuencias para tu vida. Hay una felicidad interna cuando puedes descansar en obediencia y al someterte libremente a los decretos de Dios, basados en el más puro amor.

Sientes una paz cuando haces lo que es correcto, porque no dejas motivos para agitación en tu vida. La Palabra de Dios promete bendición en la vida del hombre y mujer obediente a Dios; “Si me amáis, guardad mis mandamientos.” Jn 14:15

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

 

Somos pordioseros“Acerquémonos, pues, confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro.”  

Hebreos 4:16

La historia dice que el 23 de enero de 1546, Martín Lutero viajó a Eisleben, su ciudad natal, para arbitrar una disputa familiar entre dos hermanos, los condes de Mansfield. A través de su mediación, los dos se reconciliaron. Sin embargo, Lutero, con sesenta y dos años y cansado de las muchas demandas en su vida, cayó enfermo.

Sabiendo que el fin estaba cerca, escribió su última voluntad y testamento. Se inició con las palabras: “Yo soy bien conocido en el cielo, en la tierra y en el infierno,” una afirmación verdadera sobre el resultado de su postura audaz en toda su vida.

En sus últimos momentos, su amigo Justus Jonas le preguntó a Lutero: “¿Quieres morir afirmando la posición en Cristo y la doctrina que has enseñado?” Él respondió enfáticamente: “¡Sí!” Fueron las últimas palabras de Lutero: “Somos mendigos. Esto es verdad.”

La verdad es que somos pordioseros, mendigos de la Gracia de Dios, de quien recibimos Su Perdón sin merecérselo y su Misericordia por su Eterno Amor que entrega cada día a la humanidad.
Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Mansos de corazón“Bienaventurados los mansos, porque ellos recibirán la tierra por heredad.”

Mateo 5:5

Jesús era manso, pero demostró en varias ocasiones su carácter y su valor al corregir a los judíos.  Cuando uno de los alguaciles le dio una bofetada, Jesús dijo, “Si he hablado mal, testifica en qué está el mal; y si bien, ¿por qué me golpeas?” ¡Jesús no era nada tímido! (Jn. 18:23).

Pensamos que se mansos es sinónimo de tímido y cobarde; y no es así.  Es lo opuesto a arrogante y soberbio. Un cristiano puede enojarse, porque no debe ser indiferente al pecado, pero su enojo debe tener dominio propio y no perder nunca el control.

La mansedumbre es fruto del Espíritu, es ser sumiso a Dios, nunca ser rebelde ni desobediente a sus mandamientos.  En el manso habita la humildad, el amor y la mansedumbre.  Todos sus deseos, sus pensamientos e impulsos están sujetos a la voluntad de Dios. Nuestro lema debe ser; “Señor, Hágase su voluntad”. Nuestro espíritu debe ser controlado y puesto en las manos de Dios, donde encontraremos su eterno refugio.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Tiempos de sufrimientos“Bienaventurado el que piensa en el pobre; en el día malo lo librará Jehová. Jehová lo guardará, y le dará vida; será bienaventurado en la tierra, y no lo entregarás a la voluntad de sus enemigos.”

Salmos 41:1-2

Como pueblo de Dios, no estamos libres de pruebas, sufrimientos, pobrezas y tribulaciones. La enfermedad y la aflicción serán puestas en nuestro camino para probar la fortaleza de nuestra fe. Pero el Señor tendrá en consideración nuestro caso, y pronto enviará suministros de confianza y esperanza para nuestro difícil andar. El creyente en amor, aprenderá a bendecir a sus hermanos pobres y afligidos, ya sea con recursos o con palabras de consuelo, mostrando la misericordia de Dios en nosotros, que nos enseña a amar a nuestro prójimo, sin límites.
La piedad si es temporal, las bendiciones serán temporales.

Nada es más poderoso y angustiante que el creyente arrepentido, lo cual produce el Temor de Dios. No es el temor a Dios, sino es la confianza de buscar perdón en sus manos preciosas.
El pecado es la enfermedad del alma, y necesitamos a diario Su perdón y misericordia, la cual recibimos por Su gracia renovadora, porque Él es quién sana espiritualmente la salud de nuestro cuerpo.
Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Alimenta tu mente con la fe“Hubiera yo desmayado, si no creyese que veré la bondad de Jehová, en la tierra de los vivientes.”

Salmos 27:13

Hay situaciones muy difíciles por las cuales atravesamos donde nuestra fe es probada a fuego. Donde el zarandeo de Satanás quiere ponernos de rodillas para alejarnos de nuestra fe en Jesús y alejarnos de nuestros hermanos (as) y distanciarnos de la iglesia.

Satanás usa la prueba o la tribulación y si no resulta eso, nos aleja con los afanes, las riquezas y los placeres de la vida (Lc 8:13).

¡¡¡Tu cuerpo puede aguantar casi todo…Es tu mente a la que tienes que convencer!!! Alexis Sánchez  (Jugador de la selección chilena).

Confiar en Dios y experimentar su bondad son indispensables para la perseverancia en la fe. Los creyentes podemos ser probados severamente, pero nada puede llevarnos a la desesperación y a la derrota mientras nuestros ojos de la fe y de la esperanza estén puestos en Jesús, nuestro Señor.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

 

Suscripción a nuestro Devocional

Escriba su primer nombre y correo electrónico. Recibirá su libro gratis y nuestros devocionales en su correo electrónico.

Abrir la barra de herramientas