Una verdadera carta de amor“Y éste es mi mandamiento: que se amen los unos a los otros, como yo los he amado.”

Juan 15:12 NVI

Por la mañana hazme saber de tu gran amor, porque en ti he puesto mi confianza. Señálame el camino que debo seguir, porque a ti elevo mi alma. Hagan todo con amor. Siempre humildes y amables, pacientes, tolerantes unos con otros en amor.

Sobre todo, ámense los unos a los otros profundamente, porque el amor cubre multitud de pecados. Nadie tiene amor más grande que el dar la vida por sus amigos.

El amor debe ser sincero. Aborrezcan el mal; aférrense al bien. Nadie ha visto jamás a Dios, pero si nos amamos los unos a los otros, Dios permanece entre nosotros, y entre nosotros su amor se ha manifestado plenamente.  Que el Señor los lleve a amar como Dios ama, y a perseverar como Cristo perseveró.

Ámense los unos a los otros con amor fraternal, respetándose y honrándose mutuamente. Por encima de todo, vístanse de amor, que es el vínculo perfecto. Versión NVI

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Busca a Dios mientas puedas hallarlo“Buscad a Jehová mientras puede ser hallado, llamadle en tanto que está cercano.”

Vemos que los días pasan volando y no nos damos cuenta cómo crecen tan rápido nuestros hijos. Hoy es el mundo de “todo rápido”, el mundo de lo instantáneo. Los jóvenes quieren respuesta y soluciones rápidas, de la misma manera que responden los computadores y la información actual.

De la misma manera, debemos buscar a Dios mientras todavía haya la promesa de su pronta respuesta. El pronto arrepentimiento es necesario.

El tiempo de salvación de Dios es limitado y viene un día en que Él se negará a ser hallado (Heb. 3:7-11).  Nada puede detener sus decretos. Todos sabemos que estamos en los últimos tiempos y todo está listo para la pronta venida de nuestro Señor Jesucristo.
Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Muy Buenos días, Espíritu Santo“Para que os dé, conforme a las riquezas de su gloria, el ser fortalecidos con poder en el hombre interior por su Espíritu; para que habite Cristo por la fe en vuestros corazones, a fin de que, arraigados y cimentados en amor.”

Efesios 3:16-17

En medio del mundanal ruido que comenzamos a escuchar en la mañana, acompañado de la responsabilidad de cumplir con nuestras obligaciones diarias, es necesario entregar nuestras cargas al Espíritu Santo.

Tener a nuestro hombre interior fortalecido por el Espíritu Santo es tener nuestros pensamientos, sentimientos y propósitos puestos en sus manos, para que su influencia y dirección sea quién nos guíe en el quehacer diario.

De tal manera, Él se manifestará de mayor medida en los creyentes dependientes de Su Poder. Buenos días, Espíritu Santo, queremos esta mañana que sea Tú, quien tome el control de nuestras vidas, para fortalecer nuestra relación contigo y disfrutar de la presencia de Cristo en nuestro corazón.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Buenos y malos tiempos“¿Por qué te abates, oh alma mía, y te turbas dentro de mí? Espera en Dios; porque aún he de alabarle, Salvación mía y Dios mío.”

Salmos 42:5

Es fácil proclamar nuestra confianza en Dios en los buenos tiempos, pero es en la adversidad donde realmente sabemos si confiamos en Él. Porque cuando las cosas no son alentadoras o se han salido de control, nos toca depender de lo que recibimos de los sentidos y de la Palabra del Señor.

Por eso, en tiempos de dificultad, debemos esperar y no caer en la angustia para no permitir que nada enmudezca nuestra alabanza a Él. Sin importar el proceso que debamos atravesar, Él sigue siendo nuestra única respuesta de que sólo en sus manos estaremos a salvo.

En medio del silencio de las pruebas debemos seguir insistiendo en conocer a Dios y experimentar una mayor plenitud del Espíritu Santo. No hay que desesperarse, sino que debemos poner nuestra esperanza en Dios y confiar en su constante amor.

Envíe su opinión a www.pandevida.cl y comparta este mensaje con otras personas

Hacer el bien“No te niegues a hacer el bien a quien es debido, cuando tuvieres poder para hacerlo.”

Proverbios 3:27

Una de las verdades más poderosas que podemos aprender de las escrituras, es que Dios nos bendice para poder ser de bendición para otras personas.
Observemos atentamente a nuestro alrededor y seamos promotores (as) de soluciones y respuestas que beneficien a quienes lo necesiten. El Señor nos da el poder y la dirección para ayudar, seamos siervos útiles en esto.
Seamos personas de buen corazón, dejando testimonio de solidaridad por delante. Seamos un reflejo de su mano, veamos a Dios actuando a través de nuestras vidas, ese es el poder de ayudar.
No le digas a tu prójimo, ve y vuelve, pronto te ayudaré, siendo que la ayuda la tienes para entregarla ahora. Así que entonces, hagamos bien a todos según tengamos oportunidad, y especialmente a los de la familia de la fe.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Hay un tiempo nuevo para ti“Pacientemente esperé a Jehová, y se inclinó a mí, y oyó mi clamor. Y me hizo sacar del pozo de la desesperación, del lodo cenagoso; puso mis pies sobre peña, y enderezó mis pasos.”

Salmos 40:1-2

Hay momentos en que los temores afectan tu estado emocional y son como estar dentro de un pozo profundo y no vemos la pronta salida.

También hay un tiempo en el que tu vida sale de toda desesperación. Hay un tiempo nuevo donde tú caminas con firmeza y sin inestabilidad. Hay un tiempo nuevo en el que tus pasos te ponen rectos ante Dios y te olvidas de andar por sendas torcidas.

Este tiempo nuevo viene a tu vida cuando clamas y esperas pacientemente las respuestas de Jesús. Saber esperar no es vano. Dios tiene maneras inesperadas de actuar y de cumplir sus propósitos, las cuales la mayoría de las veces están por fuera del alcance de nuestro entendimiento.

Dios tiene un tiempo nuevo para ti, no desesperes, cree y confía en Él. No dejes de clamar, ya que la promesa sigue vigente y se hará realidad en los que perseveran hasta el fin.

Envía su opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

De la misma boca“De una misma boca proceden bendición y maldición. Hermanos míos, esto no debe ser así.”

Santiago 3:10

Porque todos ofendemos muchas veces. Si alguno no ofende en palabra, éste es varón perfecto, capaz también de refrenar todo el cuerpo. He aquí nosotros ponemos freno en la boca de los caballos para que nos obedezcan, y dirigimos así todo su cuerpo. Así también la lengua es un miembro pequeño, pero se jacta de grandes cosas. He aquí, !!cuán grande bosque enciende un pequeño fuego!

Y la lengua es un fuego, un mundo de maldad. La lengua está puesta entre nuestros miembros, y contamina todo el cuerpo. Ningún hombre puede domar la lengua, que es un mal que no puede ser refrenado, llena de veneno mortal.

Con ella bendecimos al Dios y Padre, y con ella maldecimos a los hombres, que están hechos a la semejanza de Dios.

De una misma boca proceden bendición y maldición. Hermanos míos, esto no debe ser así. ¿Acaso alguna fuente echa por una misma abertura agua dulce y amarga?

Hermanos míos, ¿puede acaso la higuera producir aceitunas, o la vid higos? Así también ninguna fuente puede dar agua salada y dulce.

Envíe su opinión a www.pandevida.cl y comparta este mensaje con otras personas

Determinante decisión“Además, el reino de los cielos es semejante a un tesoro escondido en un campo, el cual un hombre halla, y lo esconde de nuevo; y gozoso por ello va y vende todo lo que tiene, y compra aquel campo.”

Mateo 13:44

Si tu vida está centrada en la Salvación, entonces preocúpate de invertir en bienes espirituales por sobre los materiales, para que puedas decir como el apóstol Pablo: “Pero cuantas cosas eran para mí ganancia, las he estimado como pérdida por amor de Cristo. Y ciertamente, aun estimo todas las cosas como pérdida por la excelencia del conocimiento de Cristo Jesús, mi Señor, por amor del cual lo he perdido todo, y lo tengo por basura, para ganar a Cristo.” Fil.3:7-8.

Jesús nos enseña como es el reino de Dios. Debemos ser determinantes para ingresar a su reino, con agresividad y pasión. Para entrar a su reino debemos tener dominio propio, cambiando nuestra manera de pensar y actuar.

Para entrar se necesita tu mas alto compromiso, renunciando a cualquier meta personal y poner este propósito por sobre toda otra cosa.

Envíe su opinión a www.pandevida.cl y comparta este mensaje con otras personas

Toda rodilla se doblará“Por lo cual Dios también le exaltó hasta lo sumo, y le dio un nombre que es sobre todo nombre, para que en el nombre de Jesús se doble toda rodilla de los que están en los cielos, y en la tierra, y debajo de la tierra; y toda lengua confiese que Jesucristo es el Señor, para gloria de Dios Padre.”

Filipenses 2:9-11

Confesar en nombre de Jesucristo significa reconocer abierta y gozosamente, celebrar y dar alabanzas a nuestro Señor.  Este texto tan elocuente y hermoso refleja el reconocimiento para todos los que logran captar el poder de la confesión de fe.

El Padre celestial exalta y honrar el nombre de su hijo, nuestro Señor Jesucristo y todos los seres humanos y también los ángeles y los espíritus demoniacos doblaran al final las rodillas ante Jesús y le rendirán homenaje.

Pero hasta que no llegue ese día, nuestra confesión de Jesucristo como el Señor, debe invocar Su nombre y así recibir su presencia y el Poder necesario para hacer frente a todo mal que se ponga ante nosotros.

Esta confesión de fe hará que toda lengua, un día la oirán todos los oídos, cuando nuestro Señor reciba, definitivamente, el gobierno y control de todas las cosas.
Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Crecemos o caemos“Por tanto, os digo que todo lo que pidiereis orando, creed que lo recibiréis, y os vendrá.”

Marcos 11:24

La vida es como un balancín, ya sea en lo familiar, en lo económico y en salud.  Un día muy arriba otro día muy abajo. Pero no todo esto es lo que demanda la vida en las personas.

También necesitamos alimentarnos de lo espiritual.  En el caso de las personas que no conocen a Dios y no tienen una verdadera comunión con Él, lo buscarán cuando a su vida lleguen las pruebas.  Puede ser una grave enfermedad, la muerte de algún familiar cercano, una separación o por causa de perder la fuente laboral.

La causa principal de caer en tentaciones y luego pecar contra Dios, es a causa de tener débil nuestra fe, por lo cual, seremos incapaces de enfrentar con firmeza las tormentas que vendrán.

Para mantener viva la fe, es necesario crecer en ella para no caer. La fe tiene ruedas, siempre está en movimiento y alimentarla de La Palabra es necesario para avanzar.  La fe es la llave que libera los recursos del cielo para enfrentar cualquier situación.

Envía tu opinión a www.pandevida.cl y comparte este mensaje con otras personas

Suscripción a nuestro Devocional

Escriba su primer nombre y correo electrónico. Recibirá su libro gratis y nuestros devocionales en su correo electrónico.

Abrir la barra de herramientas